Cómo Planificar una Estrategia de Content Marketing – Segunda Parte

Por Redacción

Este artículo forma parte de la serie Cómo Desarrollar una Estrategia de Contenido: Guía Completa. En el artículo anterior, vimos cómo definir metas, cómo identificar a tu audiencia (a través de un buyer persona) y cómo identificar a los influyentes de tu industria. Hoy daremos un paso más y te explicamos como definir tu propio tono de voz y a crear un calendario editorial,para completar la estructura de una estrategia de content marketing.

 

Define tu propio tono de voz

Cada empresa tiene un tono único de voz, esto es, una forma distinta y consistente de escritura a través de sus canales de comunicación externos. Incluso si hay dos empresas que venden el mismo producto, los valores que la definan pueden influir en la diferenciación de su mensaje. Veamos un ejemplo de dos marcas que venden el mismo producto. ¿Su tono de voz es idéntico?

Sedal – Madre Soltera

A pesar de requerir tiempo y esfuerzo, el desarrollo de un tono de voz constituye un paso crucial en el proceso de definir una marca y de crear una estructura de una estrategia de content marketing. Un tono de voz propio expresa personalidad, demuestra individualidad y, lo más importante, construye confianza con la audiencia. En un mundo donde el avance del Content Marketing convierte a las marcas en medios de comunicación y entretenimiento, tener un tono de voz único es más importante que nunca.

eBook Manual Tctico de Content Marketing 2

“Cuando tu presencia carece de voz, creas un espacio vacío que otra voz – una voz dominante que no conoce de límites – estará feliz de rellenar.” –Justine Musk

 

¿Por dónde empezar?

Un tono de voz debe surgir de lo que ya eres como empresa. Por lo tanto, debe ser un proceso que implique amoldar y refinar, en lugar de crear algo desde cero. Una buena idea es involucrar a otras personas en el proceso (ya sea a través de una reunión con miembros de diferentes áreas de la compañía o una charla informal con el equipo editorial).

Harriet Cummings, de Distilled, sugiere dos formas de abordar la tarea:

  1. Descubre los valores de tu compañía. Más allá de los objetivos financieros, ¿en qué cree tu empresa? Esto puede ser: un compromiso con la sostenibilidad, pensamiento inteligente, equidad social, diversión, ver el lado positivo de la vida, etc. Si tiene establecida su misión, visión y valores (o por qué no, un manifesto), tu tarea será mucho más sencilla. Si no, un ejercicio útil puede ser: en lugar de centrarte en la función directa de tu producto, hacer una lista de todos los beneficios más amplios que esperas darles a tus clientes.
  2. Mira a tu audiencia. Descubre qué tipo de lenguaje será adecuado para tu público. Algunas de las respuestas puedes encontrarlas en la forma en la que tus clientes escriben sobre tu empresa en las redes sociales y en los mails. ¿Qué tipo de lenguaje suelen utilizar? ¿Qué palabras significativas y relevantes utilizan? Otro enfoque es imaginar a tu buyer persona. ¿Cómo le explicarías tus productos? ¿Qué palabras utilizarías para describir sus principales beneficios?

 

Los detalles

Ahora que tienes todas estas palabras a disposición, ¿cuáles son aquellas que expresan mejor la personalidad de tu marca?

Algunas consideraciones a tener en cuenta:

  • Grado de formalidad. ¿Qué palabras sueles usar para iniciar un mail: “Estimado/a”, “Buen día”, “¡Hola!”?
  • Uso de coloquialismos y dialecto regional. Por ejemplo: «¿Te parece?» vs «¿Te pinta?»
  • Postura en relación a maldecir. ¿Utilizas ocasionalmente palabras como «Maldición» o “Rayos”?
  • Humor. ¿Frases ingeniosas? ¿Modismos? ¿Juegos de palabras?
  • Referencias a la cultura pop. Artistas famosos, películas, series…

como_definir_voz_marca_content_marketing

 

Imagen vía

Una vez definido tu tono de voz ideal, deberás plasmarlo en una guía dentro de la estructura de una estrategia de content marketing. Asegúrate que sea ágil y que ayude a tu equipo a recordar fácilmente lo que hay que tener en cuenta a la hora de escribir. Por ejemplo, Moz posee el código TAGFEE, acrónimo en inglés que representa sus valores fundamentales: transparente, auténtico, generoso, divertido, empático y excepcional. Asegúrate de incluir ejemplos de frases que sean adecuadas y un listado de cosas a evitar.

 

Crea un calendario editorial

Probablemente este paso sea uno de los más sencillos, y por la misma razón pasado por alto, para la consecución de un gran contenido. Si ya tienes definida tu voz y tu audiencia, es necesario establecer un calendario editorial para asegurarte de tener una agenda de publicaciones clara sobre quién va a estar escribiendo qué y cuándo.

Calendario editorial

Imagen: DollarPhotoClub

La forma más fácil de organizar tu tiempo es estableciendo un horario semanal, reservando cada día de la semana a un tipo de contenido en particular. Aquí tienes un ejemplo.

Un calendario editorial dentro de la estructura de una estrategia de content marketing te ayudará a luchar contra dos obstáculos comunes en la redacción: el bloqueo de ideas (ahora tendrás una estructura a seguir) y las excusas (tendrás una cita con tu blog, en lugar de “horas de blogging”).

Mantener un horario regular también es útil para atraer a más lectores. Si publicas tus artículos todos los martes y jueves a las 9 a.m., tus lectores sabrán exactamente cuándo hacer el check-in para su nueva dosis de ingenio.

¿Qué elementos no pueden faltar en tu calendario editorial?

Si bien cada calendario dentro de la estructura de una estrategia de content marketing debe ser personalizado de acuerdo a las necesidades editoriales de cada marca, recomendamos tener en cuenta los siguientes elementos:

  • Autor(es) del post.
  • Fecha límite de redacción.
  • Fecha de publicación.
  • Fechas importantes (en caso de que las festividades influyan en la temática de tu contenido).
  • Temática del artículo.
  • Tipo de contenido (listas, infografía, artículos en profundidad, how-to…).
  • Título tentativo.
  • Objetivos.
  • Fuentes.
  • Categoría.
  • Palabra(s) o frase(s) clave.
  • Enlaces a insertar.
  • Contenido multimedia (imágenes, videos, posts embebidos de rede sociales…).
  • Estado del artículo (borrador, en redacción, entregado, publicado).
  • Observaciones.

Puedes crear tu calendario “casero” (en Excel, Google Docs o Google Calendar), o bien recurrir a plantillas prediseñadas y software disponibles en la web. En este artículo podrás encontrar 15 opciones disponibles de calendarios editoriales en la web, desde las más simples y en versión gratuita, hasta las más complejas para grandes equipos editoriales.

 

¡Felicitaciones! Tu plan de contenidos está casi listo. Ya tienes definida tus metas, audiencia, influyentes, tono de voz y calendario de contenidos. Para cerrar esta etapa, en el próximo artículo te enseñaremos a escoger las mejores plataformas para promocionar tu contenido y a configurar el seguimiento de tus acciones para poner manos a la obra. ¡Hasta la próxima!

[Total:0    Promedio:0/5]
eBook Manual Tctico de Content Marketing 2


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *